El Gobierno otorga aumento de $4.000 a estatales.

Lo estipulado será recibido por aquellos que cobran menos de $60.000, pero los sindicalistas terminaron aceptando que se corrijan los desajustes salariales en las próximas paritarias. Se pagará en dos cuotas: una de $3.000 en febrero y otra de $1.000 en marzo.

El titular del gremio UPCN, Andrés Rodríguez, estuvo esta tarde en la Casa Rosada y, aunque no logró el objetivo de incluir a todos los trabajadores en el aumento de suma fija, se retiró bastante satisfecho de su conversación con Santiago Cafiero, jefe de Gabinete, y con el ministro de Trabajo, Claudio Moroni.

Desde el Gobierno se afirmó que se llegó a un acuerdo y que el decreto, al que le siguen puliendo detalles, establecerá una suba de $3.000 en febrero y otros $1.000 en marzo, es decir un mes después que para los privados. La información fue confirmada en UPCN y también en el otro gremio estatal, ATE.

En el caso de este aumento existirá un tope el cual hará que dicho aumento solo llegue a los estatales que cobren menos de $60.000, una restricción que no hubo para los trabajadores privados, cuyo aumento se estableció el viernes pasado en un decreto que se publicó el sábado en el Boletín Oficial. Por eso, Rodríguez fue convocado hoy a la Casa Rosada y allí logró, dijeron cerca del sindicalista, un “compromiso” para que en las próximas paritarias se corrijan las escalas. El argumento es que si un trabajador que cobra menos de $ 60.000, por ejemplo 59.000, percibe el aumento, quedará en la escala con un sueldo mayor quien está encima suyo en el escalafón estatal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *