América Latina enfrenta nuevos riesgos económicos y sufre un estancamiento

La ola de descontento generada en los países latinoamericanos, podría forzar a los gobiernos a posponer reformas y afectar el crecimiento de la región.

Hace tiempo atrás, los inversores miraban hacia América Latina con renovado interés. El péndulo parecía oscilar hacia una nueva era de apertura, con buenas perspectivas para los negocios y las inversiones. Pero la ola de protestas que azotó a la región -sobre todo a Chile, icónico, hasta ahora, en estabilidad y seguridad- oscureció un panorama económico que ya había empezado a nublarse antes, forzó a gobiernos a suspender o posponer reformas más amenas al paladar de los mercados que al de los votantes, arraigó temores a un contagio y apagó el optimismo hacia la región.

Un elemento que une a muchos países es la urgencia por impulsar el crecimiento -hoy vegetativo- para responder al descontento y atacar la pobreza y la desigualdad, pero sin la caja de antaño y sin descuidar la estabilidad lograda en las últimas décadas. Es un equilibrio complejo.

Chile y Colombia, dos de los países que mejor desempeño económico han tenido en el último tiempo, quedaron entre los más convulsionados. Muchos miran a Brasil, la economía más grande de la región, y se preguntan si será el próximo. México, que estaba estancado, cayó en recesión a pesar de que su principal socio, Estados Unidos, crece desde hace más de una década. Y la Argentina ofrece, por ahora, más interrogantes que certezas. La pobreza y la extrema pobreza, en tanto, están en crecimiento.

Dilan Cruz, la muerte que altera aún más a Colombia

El fallecimiento del joven, símbolo de las marchas dadas en el país sudamericano, los manifestantes elaboraron un altar donde el joven fue atacado.

Con un panorama polarizado e incierto, lleno de paros y manifestaciones que el Gobierno intenta contener con diálogo a varias bandas y medidas sociales exprés, la muerte del estudiante Dilan Cruz, agudizó la tensión y caldeó la calle, el presidente IvanDuque Marquez se comunico via twitter http:// https://twitter.com/IvanDuque/status/1199169006705528832?s=19

Dilan Cruz, de 18 años, falleció en la noche del lunes, en el hospital San Ignacio de Bogotá, donde permanecía ingresado desde el sábado cuando resultó herido por un proyectil de perdigones que disparó un policía, al que retirado de su cargo en la institución.

La Justicia Penal Militar y la Fiscalía General investigan lo ocurrido a fin de determinar responsabilidades, y hay voces que exigen un castigo ejemplar para el agente y sus superiores. Lo que se conoce hasta ahora es que el ESMAD (antimotines) pretendía disolver una marcha pacífica de cientos de estudiantes y un oficial disparó un proyectil con perdigones, una de sus armas de dotación, e impactó a Dilan en la cabeza.